martes, 20 de abril de 2010

Se mueve




Dibujo: Joaquín Arrivillaga, notese que dice cunla en lugar de cuidenlo.

Son las 4:20 de un veinte de abril, soleado y húmedo. Mi corazón y mis nervios agradecen los frutos de la tierra, las hierbas que me animan el espíritu y templan mis días. Me abrumo. Un té que me relaja y ahora un café que me revive. Me equilibrio.

Me sumerjo en Atitlán, nada empaña su belleza de espejo celestial. Así tan quieto y azul, nadie creería que vive en la cuerda floja, en peligro permanente de perderse en la espantosa modernidad del dinero (diría Echenique). Pero mi lago es fuerte, urbano y famoso, se está defendiendo. Entro a sus frías aguas y salgo en otro lado, es una laguna que no conozco más que en mis deseos, un lugar para cumplir sueños y jugar a encontrar paraísos perdidos. Lachúa y sus más de doscientas tipos de animales, con sus otros cientos de especies de flora. Y yo sin aún haber respirado su aire, ni dormido entre sus ruidos nocturnos. No me han mordido sus pececitos amigables, ingenuos de la maldad humana.

Ahora me transporto a otras aguas, estoy flotando en la Laguna del Tigre, y no quiero ser cadáver envuelto en petróleo. Este humedal con más de trescientas lagunetas y ríos pertenece a la Reserva de la Biosfera Maya, es parque nacional, biotopo, es la reserva de agua dulce subterránea más grande de Guatemala y refugio de cientos de aves migratorias de toda América. Es casi el único lugar donde aún viven jaguares y pumas salvajes, tapires, guacamayas y otras especies que ya sólo vemos en la televisión. Y todo eso se encuentra en grave peligro de desaparecer para siempre. No hay dinero en el mundo capaz de crear vida. Me uno a las acciones por la no renovación del contrato petrolero 2-85 en la Laguna del Tigre. Y digo No a Perenco, a Tomza, a Montana, a Marlin, las mega hidroeléctricas y la explotación irracional de los recursos naturales.

En el día de la Tierra y en todos los demás días del año, digo No, digo No, digo No. Paz en el mundo.


Lucha Libre publicada en elPeriódico el miércoles 21 de abril.

6 comentarios:

spd dijo...

feliz 4/20. Hubiera sido genial haberla pasado en otro lado en vez de estar en la capital. . .

Marco Lima dijo...

De su interesante articulo de hoy, me impresiono la primera oracion. Mi hija pequeña nacio un 20 de abril a las 4:20 de la tarde hace 17 años. Y el 420 es muy especial. Estoy seguro que este video le gustara.
http://www.youtube.com/watch?v=wynYMJwEPH8

Anónimo dijo...

Mirá que pilas para el dibujo que salió el "Joapuin"

A todos, les doy mi bendición

Lucha dijo...

No sé porque firma Joapuin no es la primera vez, el cómo alguna letras las confunde aún..

Anónimo dijo...

Es normal que los niños confundan letras que se parecen como la "p" con la "q" o la "b" con la "d".
El típico ejemplo es con la "R".

Solo es que me pareció tierna esa firma, y espero que no lo tomés como una burla porque no es así.
Además sí creo que dibuja muy bien el patojo.

Os bendigo a todos.

Anónimo dijo...

Estimada periodista Escobar, quisiera saber si las empresas depredadoras con las que cierra su artìculo, podrìan salir de Guatemala en la presente dècada, si usted sabe algo sobre eso, ¿podrìa informarme?, gracias.

Periodista, la respeto mucho, disculpe la siguiente pregunta, tal vez es radical pero usted parece que da espacio para la franqueza: ¿la situaciòn medioambiental en Guatemala estarìa igual, si no existiera el movimiento ecològico, estuviera mejor, han hecho negocios, los del movimiento, le conviene un poco de activismo, a las empresas depredadoras?

No dejo mi nombre porque usted no merece que le haga esas preguntas, con las damas yo soy un caballero. Si se molestò, dìgamelo, yo regreso y borro el cuestionario o lo reformulo, pero pienso que lo polìticamente correcto no me ayudarìa a salir de esas dudas. Sòlo dìgame en donde estuvo la falta en mi planteamiento, por favor, y estoy dispuesto a desandar mi falta de respeto. Volare.