miércoles, 24 de febrero de 2010

Cafeína en su tinta


Placer perverso es el vicio de empezar los días con un café amargo y el lente amarillo de la vida fragmentando noticias.
Acerco la taza a mi nariz y el vapor hirviente me grita paciencia. En Santa María Cunén en Quiché, Feliciano de seis años, murió cuando un compañero de la escuela, dos años mayor que él, le disparó con una escopeta.
Me quemo los labios.
Cierro el muerto diario.
Ciento sesenta mil 535 pastillas de pseudoefedrina viajaron desde Bangladesh para ser “incautadas” en Guatetranza. ¿Cuántas fiestas hasta el amanecer bailaríamos? ¿Cuántos vatios de psyco para sudar?
Los nietos de Hoffman se aburren en el Wayeb. El futuro ya pasó, si estamos en el año 5,126 no hay nada que temer, el 2,012 es cosa del pasado. Y por favor no digas: celebremos el año del venado. Que aún no me he repuesto de la goma del carnaval. Refirámonos mejor al kej, astuto y ágil, fuerza que carga el destino de la humanidad.
En mi banco de imágenes un ciervo ligerito cruza corriendo entre cafetales, lo persigue un depredador. Trae hielo y limón.
Salta y aparece en Petén. Al parecer los abuelos en Tikal han convencido a Bachelet de la urgente importancia de disfrutar de vinos chilenos a bajo precio. ¿Probarán en el sur nuestro exquisito caldo de frutas o el poder de un pulmón de Quetzalteca?
Regreso a la taza caliente, tomo un trago de aroma, y luego otro de café. Voy despertando de susto en susto.
Vuelvo a la tinta y a las letras sólo para pasar del soplo en el corazón de Portillo, al dolor de hígado, a los lujos en el Hospital Militar y a Quezada Toruño abogando por el recluso.
¿Será que aún no desperté?
El café se acaba y ni champurrada para aprovechar el fondo.
Viagra y lencería en la Vicepresidencia, caipiriña y souvenir en el Organismo Judicial, más caca para Atitlán, y Metallica para soñar que no todo está en peligro. Extinción:
¡Que el Orange Buddha nos proteja!

6 comentarios:

Manuel Solórzano dijo...

Que buena columna, un rato de masoquismo pero al mismo tiempo un respiro por la forma de escribir tan fresca. Apuntado en el blog.

Lucha dijo...

Gracias, bienvenido pues..

Patricia Joachin dijo...

Hola Lucía... Felicidades, me gusto el artículo que publicaste esta mañana... Me encontraba disfrutando de un café, aunque ya estaba mas despierta que dormida, tus oraciones tenían un humor sin igual.

Saludos,

spd dijo...

No me gusta el café

Lucha dijo...

Se puede aplicar a un café o un té, o una leche caliente... o un jugo de naranja. Ahora si no te gustan los periódicos.... se puede aplicar a...los noticieros, o el internet.. en fin...

Anónimo dijo...

hi all
http://www.tor.com/community/users/proffinmimi1974
http://www.tor.com/community/users/conneocarroa1983
http://www.tor.com/community/users/traneminfo1971
http://www.tor.com/community/users/symdallsopo1983
http://www.tor.com/community/users/unweistinook1974