martes, 11 de septiembre de 2007

Adictiva y tóxica

(Foto: Fiesta de luna llena en mi casa de Milpas Altas, talvez agosto 2005)


Recuerdo mis primeros intentos por aprender a fumar; la basca, las ganas de vomitar, el mareo. No era agradable pero había algo en el acto de tragar humo que me seducía y me invitaba a querer más. Me gustaba la imagen de la fumadora y la quería para mí. Lo que comenzó como algo ocasional terminó en una adicción diaria.
Talvez ese gusto es algo que traigo en el ADN, ya que según cuenta Dios Google, los mayas fueron el primer pueblo, que se sabe con seguridad, que fumaban. Imagino a alguna tatarabuela sacerdotisa interpretando el humo que salía de su boca.
La embriaguez seca del cigarro me ha acompañado más tiempo y con mas lealtad que muchos hombres. Y yo he sabido corresponder también fielmente: en 14 años nunca cambie de marca.
Pero ahora pienso que es demasiado tiempo metiéndole humo a mis pulmoncitos. No sería tan grave si fuera sólo el tabaco el que comulgará con mi cuerpo pero el cigarro además de nicotina viene acompañado de ciento y pico de malvados e impronunciables químicos, que según dicen los estudiosos, producirán en mí una serie de enfermedades aterradoras que terminarán con mi vida en un escupitajo de sangre y tos.
Pero las amenazas no importan cuando es un inmenso placer fumar. Sin embargo, yo ya me cansé de esta sumisión narcótica que me hace sentir como un títere de mi propia existencia. No era yo la dueña de los cigarros, si no ellos eran mis verdaderos dueños. Ahora estoy tratando de cortar el círculo. Es difícil decirle adiós a la C10H14N2.Lastima que la Marboloro Ligth no premie mi media vida de fidelidad extrema a su marca. Podrían ayudarme con las cuentas del psicólogo, los chicles de nicotina o conseguirme un permiso especial para fumar legalmente, lo que mi hijito llama con mucha sabiduría: “el cigarro orgánico y natural”.
Pubicado en elPeriódico, Lucha Libre (miércoles 12 septiembre).

3 comentarios:

Claudia Navas Dangel dijo...

Que bueno qu ey atenés blogy muy buena tu columna de hoy también. Un abrazo.

Leon dijo...

¡Al fin! ¡Puff! hacías falta en el Ciberespacio, beinvenida a este cibermundillo de los blogs. Miráte esta nota que escribí, acerca de la susobicha adicción, http://klavaza.blogspot.com/2006/04/dos-encuentros-con-el-cigarrillo.html y este poemejo, http://klavaza.blogspot.com/2007/07/cigarros-cigarrillosseoritas.html, te lo dedico!!!! jajajaja...

Anónimo dijo...

goedkoopste zorgpolis vvaa zorgverzekering
goedkope zorgverzekeraar zorgverzekering eigen risico 2011
My web page - goedkoopste zorgverzekering studenten